Barrenillo negro del Olivo, berrenillo negre - Hylesinus oleiperda

Barrenillo negro del Olivo, berrenillo negre - Hylesinus oleiperda, excaban galerías que pueden secar ramas y olivos enteros.

Descripción

El barrenillo negro es otro coleóptero como el barrenillo del olivo. Tradicionalmente no ha sido considerado una plaga principal, aunque localmente puede ser importante.

El ciclo biológico del barrenillo negro y el del barrenillo del olivo son diferentes, lo que hace que los daños sean distintos, generalmente mayores en el caso del barrenillo negro. Además del ciclo biológico, ambas especies difieren en su morfología. La diferencia más destacable es que el adulto del barrenillo negro tiene las antenas en forma de maza cónica, y el del barrenillo del olivo, en forma de tridente.

Existen lagunas en el conocimiento de la ecología de esta especie, pero parece ser que hay una sola generación en España. El barrenillo negro es un xilófago primario, es decir, que desarrolla su ciclo en madera viva, aunque también se ha observado que puede hacer galerías maternas en leña de corta.

El invierno lo pasa en estado larvario, en el interior de galerías excavadas en las ramas del olivo. En mayo salen los adultos, y comienzan a excavar galerías nutricias en los brotes, que terminan por secarse. Tras dos o tres semanas, puede iniciarse la puesta, prolongándose hasta otoño. A partir de septiembre-octubre y hasta la primavera siguiente, excavan las galerías maternas en ramas del árbol, que pueden acabar secándose. También es característica una depresión en la corteza de la rama, bajo la cual se inicia la galería materna, con unas manchas rojizas.

El vigor del olivo es decisivo para establecer el impacto de la plaga. Cuando la planta mantiene un buen estado nutritivo, las galerías maternas tienen un menor desarrollo y las larvas una mayor mortalidad. Por el contrario, el olivar marginal sujeto a estrés hídrico o con deficiencias nutricionales, sufre con mayor intensidad el ataque del barrenillo negro. No se tiene claro si, en lugares con clima benigno, puede haber dos generaciones sobre olivares marginales. (Tomado de Bejarano et al., 2011)

Barrenillo negro del Olivo, berrenillo negre - Hylesinus oleiperda

Síntomas y daños

En mayo salen los adultos, y comienzan a excavar galerías nutricias en los brotes, que terminan por secarse.

Tras dos o tres semanas, puede iniciarse la puesta, prolongándose hasta otoño.

A partir de septiembre-octubre y hasta la primavera siguiente, excavan las galerías maternas en ramas del árbol, que pueden acabar secándose.

Seguimiento y estimación del riesgo para el cultivo

– Selección de la parcela de muestreo
Se realiza el seguimiento de la plaga en el centro de la parcela de cultivo. Si el olivar es homogéneo (en cuanto a condiciones ambientales: climatología, suelo), el muestreo que se realice sería válido para una superficie de 300 ha. Hay que hacer un muestreo sólo si se aprecian daños, y hay que determinar el alcance de los mismos.

– Número de árboles en cada parcela de muestreo
20 árboles homogéneos.

– Número unidades de muestreo secundarias
10 brotes por árbol, en todas las orientaciones.

– Trampas que deban utilizarse: descripción, número y modo de uso
No se utilizan trampas

– Definición de las variables que se miden
Se anotará el número de brotes atacados, y la variable es “Porcentaje de brotes atacados = (Nº de brotes atacados / Nº de brotes observados) por 100”

– Época de muestreo
A la salida de los adultos de las galerías, que suele ser primera quincena de mayo. Para ello, hay que fijarse en las ramas de los árboles afectados, que tienen manchas rojizas.

Medidas de prevención y/o culturales

Las principales medidas de prevención, de carácter obligatorio en las parcelas afectadas o con historial de presencia de esta plaga, son:

No abandonar el cultivo.

Mantener el olivo con adecuado nivel de nutrición.

Una vez que se ha producido el ataque de este escolítido, es importante cortar y destruir las ramas afectadas antes de que salgan los adultos.

Umbral/Momento de intervención

Se recomienda hacer un tratamiento químico al llegar al siguiente umbral:

Más del 5% de brotes afectados por las galerías nutricias del barrenillo.

Medidas alternativas al control químico

Además de los medios señalados en este apartado, para minimizar el uso de los medios químicos, hay que considerar las medidas de prevención y/o culturales, pudiendo ser alternativas al control químico

Medios biológicos En olivares donde no hay un uso intensivo de insecticidas químicos, es frecuente el parasitismo por parte de un amplio elenco de parasitoides autóctonos

Medios químicos

Se podrán utilizar los productos fitosanitarios autorizados en el Registro de Productos Fitosanitarios del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente.

A la hora de seleccionar los medios de control se priorizaran siempre las medidas de prevención y/o culturales, seguidas por el resto de medidas alternativas al control químico y por último los medios químicos.

Bibliografía

Bejarano-Alcázar, J. D. Rodríguez-Jurado, J.M. Durán-Álvaro, M. Ruiz-Torres, M. Herrera-Mármol (2011). Unidad Didáctica 5. Control de enfermedades y plagas en producción integrada del olivar. En: Producción Integrada de Olivar, pp 55-90. Instituto de Investigación y Formación Agraria y Pesquera. Junta de Andalucía. Sevilla.

Fuente y referencia: Publicación del Ministerio de Agricultura de España, Guia de Gestión Integrada de Plagas en Olivar. Madrid 2014

 

Barrenillo negro del Olivo, berrenillo negre - Hylesinus oleiperda