Araña Amarilla - Eotetranychus carpini Oud. en Vid, Gestión Integrada de la plaga

Araña Amarilla - Eotetranychus carpini Oud. en Vid, Gestión Integrada de la plaga

Descripción

Adultos: Son ácaros de pequeño tamaño, muy difíciles de ver a simple vista. La hembra es ovalada, de color amarillo y presenta varios puntos negros a ambos lados del cuerpo. Esta es una diferencia importante respecto a la araña amarilla común (Tetranychus urticae), la cual, presenta una sola mancha a cada lado del cuerpo. El macho es algo mas pequeño, alargado y piriforme. Ambos tienen cuatro pares de patas.

Huevos: Los huevos de araña amarilla son esféricos, lisos y traslúcidos.

Estados intermedios: Entre el huevo y el adulto se intercalan 4 estados intermedios, larva, ninfa, protoninfa y deutoninfa, los cuales, también tienen cuatro pares de patas, excepto la larva que solo tiene 3.

Las hembras fecundadas pasan el invierno bajo la corteza de las cepas. Abandonan los lugares de hibernación antes del inicio de la brotación, para instalarse en las yemas en el momento del desborre. En este preciso momento si la población de araña amarilla es abundante, al haber poca masa vegetativa, se perjudicará la brotación de la vid. Las hembras inician la puesta aproximadamente a los 10 días de la salida de la hibernación. Los huevos son depositados en el envés de las hojas, junto a las nerviaciones.

Las primeras generaciones de araña amarilla se localizan sobre las hojas basales, para posteriormente ir colonizando el resto de la vegetación a medida que van creciendo los brotes y las hojas viejas se van secando, es decir, se produce el típico movimiento ascendente de colonización de los nuevos brotes vegetativos.

Hasta octubre, en que tiene lugar el descenso de las hembras a las cortezas para la hibernación, se suceden de 6 a 8 generaciones, dependiendo de la temperatura estival.  

Araña Amarilla - Eotetranychus carpini Oud. en Vid,

Síntomas y daños

Al inicio de la vegetación: Los ataques precoces producen deformación de las hojas, acortamiento de los entrenudos y reducción del tamaño de los racimos.

En verano: Aparición en las hojas de manchas amarillentas en variedades blancas y rojizas en tintas. En los ataques severos, estas manchas pueden llegar a invadir todo el limbo, manteniéndose las nerviaciones verdes.

En casos extremos, las cepas pueden llegar a defoliarse prematuramente, pudiéndose producir la brotación anticipada de algunas yemas. Esto provocará una disminución de la cantidad y calidad de la cosecha.

Período crítico para el cultivo

Desde el desborre hasta agosto, pero especialmente desde el desborre hasta el envero.

Estado mas vulnerable de la plaga

Las formas móviles: larvas, ninfas y adultos.

Seguimiento y estimación del riesgo para el cultivo

Para el seguimiento del ciclo y la medida de la densidad de la plaga se toman 100 hojas al azar (una por cepa), y con la ayuda de una lupa de bolsillo o un binocular se determina el porcentaje de hojas ocupadas por el ácaro. El umbral de tratamiento se sitúa en el 60 % de hojas ocupadas.

Para disminuir el tamaño de la muestra y simplificar la medida de la densidad de este ácaro puede utilizarse el “muestreo secuencial” (descrito en Suiza y comprobado positivamente en Extremadura y Cataluña).  

Este muestro secuencial consiste en tomar un primer grupo de 10 hojas y determinar las que están ocupadas por el ácaro. Si el número de hojas ocupadas se encuentra en el intervalo de la primera columna (No tratar), no se deberá tratar; si está por encima del valor de la tercera columna (Tratar), se tratará; pero si el valor se encuentra en el intervalo de la segunda columna (Zona de Indecisión), se tomará un segundo grupo de 10 hojas y se procederá del mismo modo, hasta que se defina la situación y la decisión final sea tratar o no tratar. 

Elección de hojas a muestrear:

- Hasta el estado fenológico “G” (racimos separados), se tomará la segunda hoja mas desarrollada.
- Entre los estados fenológicos “G” y “J” (cuajado del fruto), se tomará una hoja de la mitad inferior del sarmiento.
- A partir del estado fenológico “K” (grano tamaño guisante), se tomará una hoja de la parte media del sarmiento.

Medidas de prevención y/o culturales

Realizar los tratamientos estrictamente necesarios contra los restantes parásitos, eligiendo productos respetuosos con los ácaros fitoseidos, así como no abusar de los abonados nitrogenados, que aumentan la fecundidad de las hembras.

Umbral/Momento de intervención

Tratar a la observación de los primeros síntomas, si no se es capaz de contar formas móviles con binocular o lupa. Si podemos observar los ácaros, se tratará cuando se supere el umbral de 60 % de hojas ocupadas o cuando se defina la situación y la decisión final sea “tratar”, según el muestro secuencial.

Este umbral sirve tanto para los ataques primaverales como para los estivales.

Medidas alternativas al control químico

Para minimizar el uso de los medios químicos, hay que considerar las medidas de prevención y/o culturales, pudiendo ser alternativas al control químico.

Medios químicos

Se aplicará alguno de los acaricidas autorizados para esta plaga, teniendo en cuenta que se debe realizar el tratamiento mojando muy bien las hojas por el envés, por lo que se recomienda pasar por todas las calles del viñedo.

Bibliografía “Los parásitos de la vid. Estrategias de Protección Razonada” Coedición MAPA y Mundi-Prensa. 5ª edición, 2004 “Folleto Divulgativo. Plagas y Enfermedades de la Vid”. Araña Amarilla. Ministerio de Medio Ambiente y Medio Rural y Marino. Secretaría Técnica. Año 2010

Fuente y referencia Publicación del Ministerio de Agricultura de España. Guía de Gestión Integrada de Plagas en Uva de Transformación ed. Ministerio de Agricultura de España, en 2014.


Ver más información  sobre Araña Amarilla aquí “Folleto Divulgativo. Plagas y Enfermedades de la Vid”. Araña Amarilla. Ministerio de Medio Ambiente y Medio Rural y Marino. Secretaría Técnica. Año 2010

 

Araña Amarilla - Eotetranychus carpini Oud. en Vid, Gestión Integrada de la plaga