Caries o tizón del trigo, Tilletia caries, ataca los granos de trigo y sus efectos son visibles al final de la temporada, siendo los granos pequeños y oscuros debido a la desnutrición y a la presencia del hongo.

Caries o tizón del trigo, Tilletia caries, ataca los granos de trigo y sus efectos son visibles al final de la temporada, siendo los granos pequeños y oscuros debido a la desnutrición y a la presencia del hongo.

Descripción de Caries o tizón del trigo, Tilletia caries

Se trata de un hongo fitopatógeno que ataca solo al trigo y se caracteriza por la formación de teliosporas (clamidosporas) negruzcas en el interior del grano. La enfermedad también se conoce como Tizón común y Carbón vestido.

Los granos enfermos pueden desprender olor desagradable por la formación de trimetilamina en ellos. La rotura de las semillas enfermas libera las teliosporas y da lugar a que éstas se adhieran a la superficie de granos sanos o el suelo, donde pueden sobrevivir entre estaciones.

Las teliosporas sobre las semillas infestadas o en el suelo germinan coincidiendo con la germinación de las semillas. Las teliosporas germinadas producen numerosas basidiosporas alargadas que deben fusionarse formando una estructura típica en forma de H, a partir de las cual se desarrollan basidiosporas secundarias mediante las cuales tiene lugar la invasión directa de la joven plántula en desarrollo.

Las hifas del hongo crecen intercelular y sistémicamente en el tallo de la planta sin originar síntomas distintivos hasta que se inicia la formación de la espiga, momento en que el hongo invade las semillas donde crece extensamente reemplazando el tejido vegetal por micelio y teliosporas (clamidosporas).

La siembra de semillas infestadas o la siembra de semillas sanas en suelos donde la enfermedad ocurrió en años anteriores son pues elementos claves para el desarrollo de la enfermedad.

Caries o tizón del trigo, Tilletia caries, ataca los granos de trigo y sus efectos son visibles al final de la temporada, siendo los granos pequeños y oscuros debido a la desnutrición y a la presencia del hongo.

Síntomas y daños de Caries o tizón del trigo, Tilletia caries

Ataca los granos de trigo y sus efectos son visibles al final de la temporada, siendo los granos pequeños y oscuros debido a la desnutrición y a la presencia del hongo. Las glumas quedan abiertas y laxas y es posible ver el grano recubierto de clamidosporas en el interior, incluso al aplastarlas sin hacer fuerza dispersando las clamidosporas. Estas esporas producen una sustancia, la trimetilamina, que le da un olor desagradable y característico.

Las espigas atacadas pueden reconocerse fácilmente ya que quedan más erguidas que las sanas, debido al menor peso del grano y abren las glumas dejando ver parcialmente el grano.

Período crítico para el cultivo

Se trata de una enfermedad de trasmisión por semilla contemplada en el reglamento de multiplicación y certificación de semilla. No tiene curación en campo por lo que cualquier acción debe ser previa a la siembra.

Seguimiento y estimación del riesgo para el cultivo

Se trata de una enfermedad de trasmisión por semilla por lo que solamente tiene sentido el seguimiento de la enfermedad en los campos dedicados a la producción de semillas.

Los muestreos que se realicen solamente son válidos para la parcela muestreada. Caso de detectarse la enfermedad sería conveniente incrementar el muestreo en la zona e incluso vigilar las parcelas sembradas con semilla del mimo origen. Se evitará la siembra de cultivos sensibles en las parcelas afectadas, puesto que las esporas permanecen viables en el suelo durante más de un año.

Si la incidencia es muy baja, probablemente pase desapercibida en los muestreos de campo, pero no pasará desapercibida en el momento de la cosecha puesto que se liberará el polvillo negro de las esporas y el típico olor a pescado.

Medidas de prevención y/o culturales

El principal medio de propagación de la enfermedad es la utilización de semillas contaminadas, por lo que la medida más eficaz es utilizar semillas libres de la enfermedad.

Cuando se detecta una parcela contaminada, se extremarán las medidas fitosanitarias para evitar su dispersión a las parcelas próximas y se limpiará la maquinaria y herramientas antes de salir de la parcela. La cosecha y posterior traslado del grano es el momento crítico para diseminar la enfermedad, por lo que se extremarán las medidas de limpieza.

Como las esporas pueden permanecer en el suelo varios años, se establecerá una rotación que evite la siembra de trigo en esa parcela al menos un año, aunque sería deseable que este periodo fuera más largo.

Umbral/Momento de intervención

El Reglamento técnico de control y certificación de semillas de cereales establece los umbrales en los campos de multiplicación para trigo, cebada, avena y escanda menor de:

categorías prebase y base, de 5 plantas/ha

certificada R-1 y certificada R-2, de 50 plantas/ha

Superado el umbral, esa producción se rechazará y no se destinará a la siembra. Se podrán aprobar campos con porcentajes mayores de los anteriores a petición de la Entidad, siempre que antes del precintado de la semilla éstas se hayan tratado con productos de reconocida eficacia.

De la misma manera, aun cuando no se superen los umbrales establecidos, podrá optarse por la desinfección de semilla previa a la siembra con productos de eficacia reconocida si se considera que ha existido riesgo de contaminación desde parcelas vecinas o que las condiciones climáticas en el periodo de dispersión de las esporas han sido favorables a la contaminación.

Medidas alternativas al control químico

Además de los medios señalados en este apartado, para minimizar el uso de los medios químicos, hay que considerar las medidas de prevención y/o culturales, pudiendo ser alternativas al control químico.

Medios biológicos

Algunos organismos como Pseudomonas clorophaciens pueden tener una cierta eficacia si se aplican sobre la semilla.

Medios químicos

Se podrán utilizar los productos fitosanitarios autorizados en el Registro de Productos Fitosanitarios del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente.

Los tratamientos fungicidas se dirigen siempre a la desinfección de la semilla previo a la siembra. Una vez la planta contaminada, no existe curación. Existen numerosos productos registrados para la desinfección de la semilla muy eficaces.

Criterios de selección de métodos de control

Se priorizarán las medidas preventivas en la fase de producción de semilla.

El tratamiento químico a las semillas previo a la siembra es muy eficaz y debe utilizarse obligatoriamente cuando en los controles de los campos de producción se sobrepasen los umbrales definidos.

El tratamiento químico a las semillas previo a la siembra es una opción a utilizar cuando se sospeche que ha habido riesgos de contaminación de la semilla en la primavera anterior.

Bibliografía con información de Caries o tizón del trigo, Tilletia caries

MAGRAMA, Orden ARM/3368/2010, de 27 de diciembre, por la que se aprueba el Reglamento Técnico de Control y Certificación de semillas de cereales.

Zúñiga, J.; Lezáun, J. A.; Esparza, M. y Garnica, I. 2010. Enfermedades transmitidas por semilla en trigos y cebadas. Navarra Agraria nº 183.

Zúñiga, J.; Lezáun, J. A.; Esparza, M.; Garnica, I y Llorens, M. 2011. Tratamiento de semillas de cereal. Resultados de ensayos. Navarra Agraria nº184.

Fuente y referencia: Publicación del Ministerio de Agricultura de España, Guia de Gestión Integrada de Plagas Cereales de Invierno. Madrid 2015.

 

Caries o tizón del trigo, Tilletia caries, descripción, daños y control integrado